Colombia

El fuego devasta más de 4 mil hectáreas en Maní Casanare

1 Mins read

Un nuevo incendio que se presentó en la vereda el Limonar, alcanzó un área agro-industrial de Palma Aceitera destruyendo más de 300 hectáreas de pasturas, bosque y palma.

Nuevamente la angustia asaltó a los  hombres y mujeres del cuerpo de Bomberos Voluntarios de Maní, en las riberas del río Cusiana, que se enfrentaron a un incendio de grandes proporciones que se inició en unos potreros y que por efectos de la fuerte brisa del mediodía, pronto alcanzó los predios de un  cultivo de palma aceitera que por momentos se volvió aterrador.

La quema se originó  sobre  las 2  de la tarde,  y logró consumir aproximadamente 300  hectáreas del cultivo de palma y más de 1.000 hectáreas de vegetación nativa.

El cuerpo de Bomberos Voluntarios de Maní, logró controlar y liquidar las llamas luego de varias horas de lucha. En estos momentos se adelanta por parte de los efectivos de atención del riesgo, una jornada de inspección para evitar que los intentos de avivar las llamas, se logren controlar.

Maní vive una temporada de emergencia ambiental, por los incendios que se han presentado desde el inicio de la temporada del fenómeno del niño, que según expertos de la región, las llamas han arrasado cerca de 4000 hectáreas por cuenta de los incendios forestales.

La capitán Fernanda Arévalo, Comandante del cuerpo de Bomberos Voluntarios, llamó la atención de la comunidad rural para que no inicien quemas controladas de conucos porque con las brisas se corre el riesgo de estimular el fuego que luego se vuelve incontrolable y deja grandes pérdidas ambientales y económicas.